miércoles, 10 de marzo de 2010

Con menos Poderes :(

Ayer me tocó cambiar la llanta de mi Tanque Felino. Sobre la carretera a Santa Tecla a la altura de Multiplaza, veníamos del hospital con mi hermana y mi mamá. Me tocó a mi solita porque no había ningún caballero que quisiese brindarle ayuda a una pobre damisela en peligro jajaja, pobre de mí, tan delicada e inocente jaja sí, como no, ni yo me creo eso.

Mi llanta se le rajó una sección de su perímetro, talvez un octavo, algo así como una tajadita de pizza. La cosa es que vengo de vergona y puse el "gato" para hacer el cambio y se me olvidó que estoy recién operada, por la gran puuu! me dolió todo! pero logré mi objetivo que era cambiar esa vaina y moverme del camino porque era mediodía y mi hermana se estaba asando dentro del carro. Aaaaaaaaaash :( ya no soy como antes, ya toda remendada no tengo el permormance de antaño, este cuero de gatita está cada vez mas cansado.

2 comentarios:

Ángel dijo...

Ay comadre tan joven y ya agotandose, lo de la remendada es normal, hay que cuidarse, no te precipites, al rato vuelves a tu ritmo habitual, esperate 10 años mas y entonces ya me comentas como va la baja de energia, pero ahorita que estas abriendo tus ojitos al mundo, naaaaaaaa, es solo un bachecillo en el camino.. Solo a cuidarse mucho :D

Rumana, the LadyTiger dijo...

Ah! comadrita, me siento tan pero tan depre. ojalá solo sea un bachecito como vos decis. Abrazos. :(